PARADIGMAS BOLSONARO Y SU POLÍTICA INDIGENISTA


por MARÍA GUADALUPE RICO MARTÍNEZ

por María Guadalupe Rico Martínez, egresada de la Facultad de Ciencias y Técnicas de la Comunicación de la Universidad Veracruzana (Desde Tampico, Tamaulipas)

   Las imágenes tomadas con ayuda de un dron en 2016 por la Fundación Nacional del Indio, en una zona de difícil acceso en la Amazonía brasileña, muestran figuras que caminan en medio de abundante vegetación; revelan la existencia aislada de un grupo de indígenas, éstas, se suman a la decena de tribus incomunicadas que han detectado en la zona.

   La Amazonia brasileña es el hogar de alrededor de 100 tribus que constituyen la gran mayoría de la población no contactada del mundo, pueblos más vulnerables de nuestro planeta.

    Reconocida como Patrimonio de la Humanidad por Naciones Unidas, la Amazonia conocida como “pulmón del planeta” acoge una de las mayores biodiversidades del mundo yjuega un papel clave en la regulación climática de la Tierra. El 60% de esta selva está dentro de las fronteras brasileñas, 36 millones de hectáreas del total han sido taladas durante las últimas tres décadas.

    El presidente de Brasil Jair Bolsonaro, autorizó que el Ministerio de Agricultura apoye a las industrias por medio de la toma necesaria de las tierras pertenecientes a las comunidades indígenas que habitan la amazonia brasileña. El bosque tropical se está reduciendo desde tiempo atrás para dar paso a actividades como la ganadería, el cultivo de soja, la minería, represas hidroeléctricas y nuevas autopistas.

  La agroindustria jugará un papel primordial en el desarrollo. ¿Y cómo no? Desde las elecciones pasadas Bolsonaro está comprometido con ese sector que le ayudó a impulsar su candidatura que hoy lo mantiene como el personaje político de mayor poder en Brasil.

   El gobernante ya dejó claro en campaña, que su acuerdo no era con el medio ambiente, y ahora lo confirma, pero ya parte de los pobladores de las 600 reservas indígenas están alertas. Indígenas guaraníes se reunieron el pasado viernes frente a la sede de la Fiscalía en Sao Paulo, manifestaron estar contra de la nueva política establecida.

   Y aunque el año pasado la justicia brasileña anunció que los indígenas tenían derecho a ser consultados antes de autorizar cualquier explotación, el Presidente Bolsonaro les ofreció “vivir de las regalías” de la “minería” y de las “posibles hidroeléctricas que podrían ser construidas” en sus terrenos, así como de la “explotación de la biodiversidad”.

   Bolsonaro, ha olvidado que lo que está en juego no es solo el “bienestar” de las etnias sino el del mundo entero. ¿Quién hará recular al llamado “Trump tropical” sobre sus desastrosas decisiones? Pregunta que por ahora no tiene respuesta, o Usted amable lector, ¿qué opina?

                                                                                          lupitarico@hotmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.