Í N D I C E . . . “YO TENGO OTRO DATOS”.


+ El País de Pejelandia…

+ Un pasado pretexto del presente…

+ Del dicho al hecho; la diferencia…

 

                       por Ruperto Portela Alvarado.

 

                        LO QUE YA NO FUE, NO SERÁ…

     

Por Ruperto Portela Alvarado, egresado de la facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Veracruzana, desde Tuxtla Gutiérrez, Chiapas

Tenemos que reconocer que el Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR es un maestro de la falacia; revolviendo verdades a medias con mentiras, surte de optimismo a sus “feligreses” que están muy felices de los “logros” conseguidos por su “Pastor” en el primer año de tránsito sexenal, dichos en su “4º Informe Anual de Gobierno”.

         Pero como dijera “ya saben quién”“yo tengo otros datos” que desmienten sus dichos con el aplastante contenido de la realidad. No es lo mismo, todo lo que el Presidente tiene en la superficie de su cabeza, que los hechos que perjudican y lastiman a una gran parte de los mexicanos. Uno de ellos es su “boca viperina” de donde salen palabras que insultan y dividen a la sociedad. Pero en su sarcasmo y cinismo, LÓPEZ OBRADOR invita a la unidad.

         Llegar a su primer año de gobierno y cuarto “informe de actividades” –1º.- sus cien días en la Presidencia; 2º.- la celebración del aniversario de su triunfo electoral el 1 de julio; 3º.- su primer informe de gobierno el 1 de septiembre y, 4º.- el informe de su primer año en el poder—es ya una proeza y gran optimismo de que “vamos bien”, aunque sea de a mentiritas. Seguramente sí, porque nosotros, “los de a pie” no vemos en umbral del camino hacia el bienestar. Todo está en la mente del Presidente.

                            UNOS VEN BIEN, LO QUE OTROS PADECEN…

         Dicen en el “Rancho Amado”, que cada quien habla como le va en la fiesta. Los hay quienes siendo de la más baja estructura social y de escasos recursos, se sienten complacidos con LÓPEZ OBRADOR en la Presidencia “persiguiendo molinos de vientos” y dejando ir a los que saquearon al país en los últimos sexenios.

Hay que dejar en claro que “El Pastor de Macuspana” nunca le ganará al “Golden Boy”, ENRIQUE PEÑA NIETO el premio al peor Presidente de México. El hijo predilecto de Atlacomulco, sin temor a equivocarme, ha sido el peor y más corruptos mandatario que hemos tenido en este bendito país. EPN, es un sátrapa, “vende patria”.

Aun así, “ya lo pasado, pasado” y “lo que ya no fue, no será”. El Presidente AMLO se tiene que ubicar en la realidad y que hoy él es el responsable de lo que pase o deje de pasar en México. Porque, echarle la culpa al pasado –de lo que ya estaba enterado—no debe ser una justificación para actuar de manera irresponsable, llevando al país a un desastre nacional.

El recuento que hizo el Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR este domingo 1º de diciembre de 2019, de su primer año de gobierno, “es un relato de buenas intenciones”, desde su perspectiva. Más no de la realidad que nos atormenta desde la economía doméstica y el bolsillo de la mayoría de los ciudadanos. Podrá decir que la macroeconomía y estabilidad económica de México “es de presumir”, pero no la de 58 millones de mexicanos que viven en la pobreza y, entre 9 y 10 millones en la pobreza extrema.

Regalar dinero en diversos programas como: pensión a adultos mayores; becas a estudiantes de preescolar, primaria y secundaria de bajos recursos (mil 200 pesos), y a todos los de nivel medio superior (mil 600 pesos); pago de 3 mil 600 pesos a los ex ninis del “Jóvenes Construyendo el Futuro” –que ha resultado un fraude–, entre otros, no resuelve el problema de pobreza, por el contrario, provoca que esos estándares económicos del 48 por ciento, aproximadamente, de mexicanos, se mantengan como un proyecto de “votos cautivos” para el partido en el poder en las inmediatas elecciones de 2021 y 2024.

Los errores –que el Presidente no quiere reconocer–, van al hilo, como el pago de 13 millones de dólares, o más, por el estacionamiento y cuidado del avión presidencial “José María Morelos y Pavón”, que no van a poder vender nunca y ya tiene un año sin utilizarse. O el garrafal capricho, ocurrencia o venganza de suspender la construcción del aeropuerto de Texcoco, que ha costado más la indemnización a los empresarios afectados que lo que representa el costo de la obra del aeropuerto “Santa Lucía”, ahora bautizado con el nombre del “General Felipe Ángeles”.

Solo en la suspensión de la obra de Texcoco, el gobierno mexicano ha tenido que pagar más de 120 mil millones de pesos, lo que deduce, según los expertos en la materia, que “ha sido más costosa la cancelación que su conclusión”. Esas pérdidas son a cargo del presupuesto 2019 que conllevan a los recortes presupuestales del “PFE 2020”.

Dijo el Presidente en su “informe” del primer año de gobierno que por razones de combate a la corrupción se han ahorrado 200 mil millones de pesos; pero no dijo cuánto se ha perdido por sus caprichos, ocurrencias y venganzas políticas contra sus más acérrimos enemigos ex presidentes, FELIPE DE JESÚS CALDERÓN HINOJOSA, al que le ha vertido todo tipo de insultos y ENRIQUE PEÑA NIETO, al que “no toca ni con el pétalo de una palabra”, por aquello de un “arreglo en lo obscurito”.

Una característica del Presidente AMLO es negar lo que no le conviene aunque venga de expertos, como sucedió con el aeropuerto de Texcoco que le recomendaron continuar la obra y la desaprobación del de “Santa Lucía” que fue objeto de 103 amparos directos para que no se realizara el proyecto. Ese número de amparo indica que “El Pastor no tiene razón” y que los errores los tendrá que pagar caro el pueblo de México. Necio como es, San ANDRÉS MANUEL no entiende que hay que combatir al narcotráfico y la delincuencia organizada con inteligencia y la fuerza del Estado; que “los besos, abrazos y regaños de las mamás y abuelitas, no resuelven nada”.

Igual que a PEÑA NIETO lo marcó la desaparición de los 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, a LÓPEZ OBRADOR lo persigue la blandengue decisión de liberar a OVIDIO GUZMÁN LÓPEZ, hijo del CHAPO GUZMÁN en el llamado “Culiacanazo”. Ese estigma lo llevará para siempre porque remarca lo que se comenta en los pasillos políticos de que el “Golden Boy”, ENRIQUE PEÑA NIETO convino su blindaje asegurando el triunfo electoral del “Mesías de Macuspana” y a la vez heredarle el arreglo con la delincuencia organizada, a la que quiere combatir con “besos, abrazos y no balazos”.

Hasta ahora, el 2019 ha sido el año más violento de que se tenga registro con casi 38 mil asesinatos contra los 36 mil 685 que se tuvieron en el mismo período de 2018, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública e INEGI que también reporta la cifra de 2 mil 833 feminicidios en el período enero-septiembre de esta año en curso. Pero solo 726 se investigan como feminicidios, en tanto que en Chiapas se cuentan 140 asesinatos de mujeres y solo se clasifican 53 como feminicidios en la investigación de la Fiscalía General de Justicia del Estado.

Por eso hemos pasado del país de “Foxilandia” al de “Pejelandia”, donde todo es un paraíso como en el País de las Maravillas”. Del desmadre bucólico y dicharachero al de las anécdotas, lecciones de moral e historias de México por parte de un “Pastor” de la doctrina Cristiana que todo lo quiere resolver con “besos y abrazos”, sin aterrizar en lo esencial que es la gobernanza y el bienestar integral de los mexicanos…

Se acabó el mecate… Y ES TODO…

Para comentarios, quejas y mentadas: rupertoportela@gmail.com

Celular: 961 18 8 99 45.

MIEMBRO DE LA ASOCIACIÓN DE COLUMNISTAS CHIAPANECOS. A. C. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .