Bitácora Política…El registro autoritario de usuarios de celular


    El gobierno tendrá la base de datos de todos los usuarios

·       Se tendrá que entregar huellas digitales, fotos del rostro y domicilio

·       México entrará a la lista de países autoritarios que lo hacen

Por Miguel Angel Cristiani Gonzalez

Con la novedad, de que este martes, nuestros ilustres senadores de la república, decidieron aprobar -en una votación muy cerrada- la creación del llamado Padrón Nacional de Usuarios de Telefonía Móvil, que por si usted no estaba enterado, ahora será obligatorio entregar los datos biométricos para poder tener acceso a la comunicación por celulares.

A partir de ahora, usted tendrá que entregar al Gobierno y a las empresas de telefonía con que tenga contratado sus servicios, además de una copia de su identificación personal, tendrá que registrar en un nuevo padrón, sus huellas digitales, fotografías del rostro y datos detallados del domicilio del usuario. Todo eso será, si usted quiere seguir teniendo acceso a la comunicación por celular. ¡Imagínese su vida sin celular!!

El pretexto o justificación del Poder Legislativo, es que existe un mercado negro de equipos celulares que se utilizan para extorsionar y cometer otro tipo de delitos, como secuestro.

Aunque de acuerdo con los especialistas en el tema: “No existe evidencia de que los registros de tarjetas SIM (para el uso de la línea móvil) contribuyan a la reducción de delitos”.

En México existen ya más de 126 millones de líneas móviles registradas a finales del año pasado.

Hay que recordar que no es nada nuevo ese intento por tener un Registro Nacional de Usuarios de Telecomunicaciones (Renaut), que fue desechado en el año 2011 luego de que casi nadie se registró. Pero ahora en el gobierno de la Cuatro T, se aplica la misma receta pero más ampliada en el registro de usuarios, con lo que “Pone nuevamente a México en una lista de países autoritarios que exigen a los ciudadanos sus datos biométricos para acceder una línea telefónica móvil” países como China, Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos y Venezuela tienen una política similar y para ya vamos también.

Hay que recordar que las bases de datos personales de instituciones bancarias u organismos como el Instituto Nacional Electoral (INE), han sido puestos a la venta en varias páginas de Internet.

Hasta 2019, la Asociación Nacional de Telecomunicaciones que agrupa a los principales operadores de telefonía móvil en México, tiene un registro creciente de 815.512 denuncias de equipos móviles robados, en contraste con los casi 620.000, que se sustrajeron el año anterior. Por eso, con esta ley se promueve que se roben más celulares al no poder registrarlos y por lo tanto, que haya más crimen porque la mayoría de las líneas no se usan para delitos.

¿Pero acaso las autoridades federales no están enteradas de que la mayoría de las llamadas de extorción y robo de datos bancarios, se hacen desde los distintos centros penitenciarios, en donde al parecer no hay ningún control y los reclusos pueden estar llamando con toda tranquilidad sin que sean incautados sus aparatos de comunicación.?

Otra más, son las falsas llamadas de los “bancos”, que todo el día están hablando para decir que su tarjeta -aunque usted no tenga tarjetas de ese banco- tiene un adeudo y que tiene que depositar inmediatamente una x cantidad.

Otro sistema que utilizan es el mandar un mensaje de texto, para avisar que su tarjeta de crédito ha sido utilizada para pagar un costoso artículo, que si no reconoce el cargo, se comunique a un teléfono, donde le van a pedir, “por motivos de seguridad y comprobar su identidad” que precisamente les den sus números de cuenta y contraseñas.

Es ahí a donde se deberían de enfocar nuestras autoridades, para investigar y detectar a esos delincuentes de cuello blanco, que están extorsionando con toda libertad a quienes se dejan.

De acuerdo con el documento de iniciativa aprobado por el Senado mexicano, las empresas de telecomunicaciones serían las encargadas de recabar y validar la información sobre la identidad, datos biométricos y domicilio del usuario, así como proporcionar la información con la cual se integrará el registro y realizarán las altas, bajas y demás movimientos asociados a las líneas telefónicas en este padrón.

Según el último reporte del Instituto Federal de Telecomunicaciones en México, apenas se ha logrado contar con 100% de penetración de servicios móviles en el país. Sin embargo, de las líneas registradas, alrededor del 6% de los usuarios tienen dos o más líneas.

“¿Y si no puedes o no quieres registrar tus datos, ¿te van a desconectar?”

Este nuevo padrón condiciona la huella digital de los usuarios, que ya cuentan con una línea. De ser obligatorio, los usuarios tendrán que entregarlo para no perder una conexión que ya es vital para la mayoría.

La buena noticia, es que no todo está perdido, pues si los señores legisladores aprobaron la creación de ese padrón, que es violatorio de las garantías individuales de los ciudadanos y de los derechos humanos, seguramente que tanto los particulares como las empresas habrán de emprender varios procesos de amparo, para evitar que se tengan que entregar y puedan ser usados sus datos biométricos.

Empezando por el elemental derecho a la comunicación, así como la presunción de inocencia, son algunas de las garantías individuales que podría comprometer este padrón.

Y como el asunto habrá de llegar hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación, a ver si ya saben quién, no se le ocurre también, que igual que ahora lo pretende hacer con el Instituto Nacional Electoral el INE, por no aprobar a sus compinches candidatos, vaya a proponer también la desaparición del máximo tribunal judicial.

Contáctanos en nuestras redes sociales:

https://www.canva.com/design/DAEN5B9DWgs/ZCHd2Z8KueYjlg_d59Op3A/view?website#2