CosmoVisión…Alvarado cambiará de rumbo


Por Raúl López Gómez

Raúl López Gómez, egresado de la Facultad de Ciencias y Técnicas de la Comunicación de la Univeresidad Veracruzana

Alvarado con la maestra Lizzette Alvarez Vera, de alcaldesa en el próximo mandato municipal, será un detonante importante del país en el sector pesquero de alta producción, con amplio desarrollo industrial, turístico, residencial y hasta petrolero en una región rica en recursos.

Con el programa de acción, que se va a realizar a partir del nuevo mandato municipal, que está dirigido a dar a todos los alvaradeños, un sensible crecimiento económico en toda la región, como no sucedía desde hace más de cuarenta años.

La maestra Lizzette Alvarez, es una mujer preparada, que tiene todo el respaldo de la población, y como una experta en la industria pesquera, y como empresaria exitosa, se prepara para hacer del Puerto de Alvarado, todo un potencial que va a ayudar a la gente con el empleo, la obra pública y todos los servicios, que lamentablemente se han quedado en el abandono y en el olvido por las malas administraciones municipales.

En Alvarado, ya se comenzará a escribir otra historia, y la gente lo sabe, de que el destino les va a cambiar a todos con un trabajo lleno de talento, honestidad y prestigio de la maestra Lizzette Alvarez Vera, que como alcaldesa dará ese plus que tanta falta le hace a un pueblo con historia y cultura. además de mucha calidez, que ha ganado tradición y renombre mundial.

En otro asunto, con el sismo con una intensidad de 7.1 que se registró el martes por la noche, que bien que salió barato, por qué el epicentro fue en las costas de Guerrero a 14 kilómetros de Acapulco, y con esto se libró, el país se libró de una verdadera tragedia, sí de toda una catástrofe, casi similar a la del 19 de septiembre de 1985.

La gente le llamó el “sustote del año”, porque en fechas reciente se había registrado un sismo de menor intensidad en las costas de Alvarado.

Qué bueno, que sólo quedó en ese susto y en daños no cuantiosos y sin víctimas que lamentar. A diferencia de las fuertes lluvias que se registraron en Ecatepec en el estado de México, que por la fuerte corriente originada perdieron la vida dos personas, y otros tuvieron pérdidas cuantiosas en viviendas, vehículos y los enseres clásicos del hogar, mientras que el comercio también resultó muy afectado.

Todos estos son avisos de la naturaleza, que llaman a la atención de los seres humanos, por ese mal trato que se le da al planeta.

En otro asunto, quedó para los anales de la política, la desafortunada declaración del subsecretario de salud, Hugo López Gatell, de que la aplicación de la vacuna a la niña de doce años Zulma González, residente de Xalapa, y diagnosticada con diabetes mellitus tipo uno, y que la justicia federal le concediera el amparo para que se le ponga la vacuna en contra del Covid-19, es quitar esa dosis a una persona vulnerable.

Acá, en estos lares los recordatorios familiares al susodicho galeno, le han llovido, pero quizá no quiere cumplir con ese ordenamiento legal, porque se le van a acumular las demandas de amparo, y entonces donde queda la justicia.

La niña Zulma, ya cursa la secundaria y por supuesto que está en riesgo su salud por ser vulnerable a la pandemia, y ante esa situación se ve expuesta al retornar a estudiar sin esa protección. “Pero hay un Dios”.

Ha llamado mucho la atención, el discurso de capricho, ofensivo, prepotente y soberbio de Porfirio Muñoz Ledo, que aumentó de intensidad en contra del presidente AMLO, por lo que ahora anunció, que va a hacerle la contra al político tabasqueño de las conferencias mañaneras.

Y el guanajuatense, dice que va a hacer sus propias “tardeadas”, esto con el fin de llevarle la contraria al jefe del ejecutivo, pero en la realidad, don Porfirio “desvaría” con eso de que siempre ha sido adorador del Dios Baco, y por eso se muestra rebelde como chamaco, cuando no le cumplen su capricho y en la realidad este personaje de vaivenes conductuales nunca va a cambiar, porque es todo un costal de “mañas”. Así las cosas.

.